Copias sin limite

La Orden Europea de detención y entrega tras la Ley 3/2018, de 11 de junio: un avance en garantías procesales

por Llorente Sánchez-Arjona, Mercedes

Artículo
ISSN: 1696-9642
Madrid Iustel 2019
Ver otros artículos del mismo número: 47

La Orden de Detención Europea supuso un hito en la consolidación del Espacio Justicia al ser el primer instrumento de reconocimiento mutuo nacido en el marco de la cooperación judicial penal. No obstante, pronto empezaron a ponerse de manifiesto los primeros obstáculos en su aplicación nacidos de la falta de confianza entre los Estados miembros, siempre con el telón de fondo de los distintos niveles de protección de los derechos fundamentales de las partes que se ven envueltas en un proceso penal, subrayando la necesidad de que este reconocimiento mutuo caminara de la mano de una mayor armonización en el ámbito de las garantías procesales de las partes. En este contexto, la Ley 3/2018, de 11 de junio, ha supuesto no solo la transposición a nuestro ordenamiento de la Directiva 2014/41/UE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 3 de abril de 2014, por la que se incorpora la Orden Europea de Investigación, sino que también ha implicado una modificación de determinados preceptos de la Ley de Reconocimiento Mutuo, algunos de ellos referidos a la ODE. El análisis de esta modificación, así como el estudio de este instrumento de reconocimiento mutuo será el objeto de este trabajo.


  • Formato: PDF
  • Tamaño: 455 Kb.

Agregar valoración

Para este apartado es necesario identificarse mediante la opción "Acceso" en el menú superior

La Orden de Detención Europea supuso un hito en la consolidación del Espacio Justicia al ser el primer instrumento de reconocimiento mutuo nacido en el marco de la cooperación judicial penal. No obstante, pronto empezaron a ponerse de manifiesto los primeros obstáculos en su aplicación nacidos de la falta de confianza entre los Estados miembros, siempre con el telón de fondo de los distintos niveles de protección de los derechos fundamentales de las partes que se ven envueltas en un proceso penal, subrayando la necesidad de que este reconocimiento mutuo caminara de la mano de una mayor armonización en el ámbito de las garantías procesales de las partes. En este contexto, la Ley 3/2018, de 11 de junio, ha supuesto no solo la transposición a nuestro ordenamiento de la Directiva 2014/41/UE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 3 de abril de 2014, por la que se incorpora la Orden Europea de Investigación, sino que también ha implicado una modificación de determinados preceptos de la Ley de Reconocimiento Mutuo, algunos de ellos referidos a la ODE. El análisis de esta modificación, así como el estudio de este instrumento de reconocimiento mutuo será el objeto de este trabajo.


  • Formato: PDF
  • Tamaño: 455 Kb.
  • Lectura offline protegida
  • Lectura online

Agregar valoración

Para este apartado es necesario identificarse mediante la opción "Acceso" en el menú superior
  • Español

Otros usuarios también leyeron